domingo, 27 de mayo de 2012

MÁS SALUDOS Y ESTA VEZ SON PARA JUÁN SILVA VIDAURRE QUE EL LUNES 28 DE MAYO SE AGREGA UNO MÁS EN SU CALENDARIO PERSONAL.

Juán Silva
Vidaurre
Siempre me es grato saludar a los amigos y para eso creamos este blog. Siento una satisfacción inmensa cuando el efecto que causa nuestra salutación, hace felices a las personas que aludimos. Me encantó, me satisfizo la reacción de mi amigo Fernando Barrenechea Neglia que, con toda caballerosidad festejó uno más ayer y en plena medianoche nos estábamos saludando a través de este maravilloso medio. Esos gestos me levantan el espíritu, porque son muestras de amistad y sencillez que denotan la cultura de quien recibe un sencillo homenaje como el de estas reseñas. "Saludos", es un blog que nos permite ciertas libertades, pero todas con el respeto que merecen nuestros amigos. Lamento que muchos de ellos nos ignoren, a pesar que ingresamos estos presentes en sus páginas y correos. Paciencia.

Noticias con Lucero Vílchez
Ahora se trata de Juán Silva Vidaurre, un amigo de años y al que jamás dejaré de identificar con la figura de su padre, el otrora locutor y gran ejecutivo Juán Silva Villacorta. Se ha convertido en un polémico y entusiasta visitador del Facebook. Comenta con propiedad los acontecimientos diarios y tienen mucho sentido sus opiniones sobre política o lo que en esos momentos se le ocurre criticar. Es temperamental y muchas veces le hemos tenido que llamar a formalidad ante las vicisitudes de la vida, con reacciones impropias de él. Es como un hermano menor al que hay que resguardar.

Cuando "Matador".
Mañana, lunes 28, es su cumpleaños y no conozco sus costumbres. Ya es abuelito también y de pronto más casero que el que reseña esta nota. No lo se. Sin embargo toco su puerta a esta hora, faltando tan sólo hora y media para las doce y le digo: Juanito ¡Feliz Cumpleaños! Y con esa sonrisa que me recuerda a su querido padre, me respoinde: Carlitos, gracias por venir. No me dice que ingrese pero me da lo mismo. Ya estoy adentro. Lo he sacado en pijama y por el televisor, en el que se proyecta una aventura de tiros y damas bellas, deduzco que lo he interrumpido.

Juán Diego Flórez y Silva
Con esa voz grave y más aún, a medio dormir, reacciona y me invita a tomar asiento en su mejor sitio. No se ha  quitado el gorro de dormir, que le queda muy bien, y me dice que está solo. La familia duerme y me pide hablemos bajito. No. No lo dice. Él habla muy bajo, casi en secreto. Son dos murmullos de locutores de grave voz y respeto su intimidad. Ya extrajo de su vitrina un ron de grato aroma y me invita una copa de la botella que le obsequió el tenor Juán Diego Flórez, el de la foto. La verdad es que yo no tomo, pero la recibo con la cortesía del caso. Creo que soy inoportuno y le pido que me disculpe por la intromisión.

Castigador con July Pinedo
- Juanito: he venido a saludarte por tu cumpleaños. ¿Cuántos son? Pone el ceño fruncido y recién me acuerdo que no le gusta contarlos. No hay respuesta y me muestra esa media sonrisa tan propia de él.  Hermano: Ya estoy en base siete. ¡Nooo! le digo. ¡Tú eres mucho menor que yo! Me muestra unas canas que ya dejaron el tinte y replica: aquí está la prueba. Vuelve a sonreír con esa cara de engreído abuelo y me dice ¡Salud Carlitos! ¡Cómo no! Juanito. Tratándose de recibir un nuevo año, encantado. Miro mi reloj y ya son las 22 y 52. Nos vamos acercando a la medianoche y hay mucho sueño.

¡Se fuga! ¡Se va! ¡Adios!
Lo entiendo perfectamente y Juán Silva Vidaurre, empieza a cabecear. Está que se duerme y no quiero que se le vaya el sueño. Salgo en punta de pies y me retiro por donde he ingresado a su hogar. No le apago el televisor y ya en brazos de Morfeo, lo dejo. Me voy esfumando y observo su rostro que luce una satisfacción y presiente que el lunes 28, al iniciarse una nueva semana, tendrá que leer todos los saludos de sus cientos de amigos de Facebook y los de su correo personal. Con tal que no suceda lo de la foto que acompaña este párrafo. Creo que no. Exijo mi pedazo de torta y me siento otra vez feliz de saludar a otro dilecto amigo: JUÁN SILVA VIDAURRE. ¡Felicidades gran amigo! Gracias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario